Coronavirus

Conferencia del equipo de Trump sobre la lucha contra el coronavirus

El vicepresidente Mike Pence está a cargo del grupo de más de 20 funcionarios.

WASHINGTON - El presidente Donald Trump estableció el 29 de enero un equipo de funcionarios dedicado a “monitorear, prevenir, contener y mitigar” los contagios de coronavirus en el país. 

El vicepresidente Mike Pence lidera el equipo de más de 20 personas, entre ellos también los secretarios de Vivienda y de Salud, además de varios expertos en medicina.

El grupo lleva a cabo conferencias de prensa diarias sobre la batalla contra el COVID-19, donde dan a conocer nuevas medidas y actualizaciones en los casos dentro de Estados Unidos.

MARTES 31 DE MARZO

La Casa Blanca proyectó el martes que entre 100,000 y 240,000 personas morirán en Estados Unidos a causa de la pandemia del coronavirus si se mantienen en vigor las directrices de distanciamiento social.

Por su parte, el presidente Donald Trump dijo que las labores para frenar la propagación del virus son una “cuestión de vida o muerte” y exhortó al público a cumplir con las instrucciones emitidas por su gobierno para el distanciamiento social.

Trump pidió a los estadounidenses prepararse para un “difícil periodo de dos semanas”, pero pronosticó que el país pronto verá “la luz al final del túnel” de la catástrofe global.

“Quiero que cada estadounidense esté preparado para los difíciles días que vendrán”, comentó Trump. “Vamos a pasar por dos semanas muy difíciles”, agregó.

Los comentarios surgieron luego del anuncio de Trump de extender hasta el 30 de abril las directrices de distanciamiento social que instan a la ciudadanía a suspender las reuniones sociales, a trabajar desde casa, cerrar las escuelas, y otras medidas para frenar la propagación del virus.

Fue un cambio repentino para Trump, quien pasó gran parte de la semana pasada apuntando al 12 de abril como el día en que quería ver a los estadounidenses “llenar las iglesias” para los servicios del domingo de Pascua.

LUNES 30 DE MARZO

El presidente Donald Trump dijo que la economía es su "segunda prioridad", anteponiendo ahora "salvar vidas".

"Bueno, (el confinamiento) es muy malo para la economía, pero la economía es el número dos en mi lista. Primero, quiero salvar muchas vidas", aseguró Trump durante su rueda de prensa diaria sobre el coronavirus en la Casa Blanca.

El mandatario cambió así su discurso de la semana pasada, cuando dijo que "el remedio no puede ser peor que la enfermedad" e instó a reactivar la economía nacional lo antes posible y relajar las medidas de confinamiento.

El presidente recalcó que tomó la decisión de extender las recomendaciones de aislamiento voluntario hasta el 30 de abril ante la creencia de que el pico de la pandemia en el país se registrará en dos semanas.

El equipo de trabajo de la Casa Blanca que atiende la crisis por el coronavirus indicó que en Estados Unidos ya se han realizado un millón de pruebas, y se mostró un modelo del examen que arrojaría los resultados al COVID-19 en unos minutos.

DOMINGO 29 DE MARZO

El gobierno de Estados Unidos extendió las recomendación de distanciamiento oficial para el país hasta el 30 de abril, según confirmó el presidente Donald Trump este domingo. 

La extensión de las medidas que consisten en evitar reuniones masivas y mantener unos seis pies entre personas se aplazó de la fecha original del 12 de abril. 

Durante la rueda de prensa ante la emergencia nacional, Trump agregó que el pico de muertes llegará en unas dos semanas. 

El Dr. Anthony Fauci, principal experto en enfermedades infecciosas del gobierno de EEUU expresó este mismo domingo durante una entrevista con CNN el país podría experimentar más de 100,000 muertes y millones de infecciones por la pandemia de coronavirus

Estados Unidos superó la cifra de 2,000 fallecidos a causa del coronavirus este sábado, un día después de sobrepasar la barrera de los 100,000 contagios por esta enfermedad. 

Mientras tanto, Nueva York, considerado el epicentro de la pandemia dentro del país, rozó los 60,000 casos confirmados este domingo.  

VIERNES 27 DE MARZO

Mientras se confirmaba que los casos positivos de coronavirus habían superado los 100,000 en Estados Unidos, el presidente Donald Trump celebró haber firmado el paquete bipartidista de estímulo fiscal de más de $2 billones para tratar de contener el impacto económico de la pandemia.

El mandatario emitió una orden el viernes que busca forzar a General Motors (GM) para que produzca respiradores artificiales para enfermos con coronavirus, de conformidad con la Ley de Producción de Defensa.

Trump dijo que las negociaciones con GM habían sido productivas, “pero nuestra pelea contra el virus es demasiado urgente para permitir que el toma y daca del proceso de contratos continúe su curso normal”.

Trump dijo que “GM estaba perdiendo tiempo” y que sus acciones ayudarán a asegurar la rápida producción de respiradores artificiales que van a salvar vidas estadounidenses.

JUEVES 26 DE MARZO

El presidente Donald Trump insistió que el país se está preparando para volver a "pronto" a la normalidad, a pesar de que las cifras de contagio y de fallecimientos a causa del coronavirus siguen aumentando día tras día.

"Tenemos que trabajar, la gente quiere trabajar y esto va a ocurrir pronto. Vamos a ver qué sucede la próxima semana", dijo Trump en una rueda de prensa desde la Casa Blanca.

"Nuestro país tiene que volver a la actividad porque se basa en eso. Habrá que mantener el distanciamiento social, no darse las manos (...) pero la gente no quiere estar ociosa", agregó.

MIÉRCOLES 25 DE MARZO

El presidente Donald Trump dijo que, tan pronto se apruebe en la Cámara de Representantes tras una esperada votación en el Senado en la noche del miércoles, firmará de inmediato el proyecto de ley de estímulo económico.

El paquete de rescate sin precedentes daría pagos directos a la mayoría de los estadounidenses, ampliaría las prestaciones por desempleo y habilitaría un programa de $367,000 millones para que los pequeños negocios sigan pagando los salarios mientras se obliga a sus empleados a quedarse en casa.

MARTES 24 DE MARZO

El presidente Donald Trump aseguró que le gustaría "abrir el país" para el próximo 12 de abril, ante el temor a las repercusiones económicas de la crisis del coronavirus, mientras los casos se multiplican en la nación y el Congreso negocia un multimillonario paquete de estímulo fiscal.

Además, el equipo de trabajo de la Casa Blanca pidió que todas las personas que hayan estado en la ciudad de Nueva York recientemente lleven a cabo una cuarentena voluntaria de 14 días.

LUNES 23 DE MARZO

El presidente Donald Trump reconoció que la pandemia ha sido una "experiencia de aprendizaje" tanto para los ciudadanos como para el Gobierno, pero agregó que no permitirá que "el país se cierre".

Aunque admitió que la situación empeorará, recalcó que "la cura no puede ser peor que la enfermedad" debido a "la magnitud de nuestra economía". Trump dijo que protegerá a los "pequeños comerciantes" ante la crisis provocada por la pandemia.

Por otro lado, tras recibir críticas por referirse anteriormente al coronavirus como "el virus chino", el mandatario dijo que protegerá de ataques a la comunidad asiática-estadounidense, mientras que descarta, por el momento, más restricciones de viaje.

Sigue este artículo para más actualizaciones.

Contáctanos