Demanada en Nueva York

Demandan a empresas de buses escolares por violar las leyes de inactividad y contaminar a Nueva York

La oficina de la fiscal general del estado demandó a tres compañías que operan más de 600 autobuses escolares en la ciudad de Nueva York por acusaciones de que violaron repetidamente las leyes de ralentí de autobuses y contaminaron el aire de la ciudad desde 2019.

Row,Of,Yellow,School,Buses,Parked,Inline,With,Blurred,Background
Shutterstock

NUEVA YORK - La oficina de la fiscal general del estado demandó a tres compañías que operan más de 600 autobuses escolares en la ciudad de Nueva York por acusaciones de que violaron repetidamente las leyes de ralentí de autobuses y contaminaron el aire de la ciudad desde 2019.

El ralentí es el número de revoluciones por minuto que debe tener el motor de un automóvil u otro vehículo cuando no está acelerado. En otras palabras, los buses eran dejados encendidos sin movilizarse por más tiempo de lo acordado, emitiendo dióxido de carbono innecesario al medio ambiente.

La procuradora general Letitia James anunció la demanda el jueves y dijo que el estado está buscando una compensación monetaria y una orden judicial para que las empresas cumplan plenamente con las leyes de inactividad de la ciudad y el estado.

Las empresas demandadas son Jofaz Transportation, 3rd Avenue Transit y Y&M Transit Corp., que tienen su sede en la ciudad de Nueva York y son propiedad de Joseph Fazzia y su familia, quienes las administran, dijo la oficina de la fiscal general.

Nadie en las empresas pudo ser contactado para hacer comentarios el jueves por la noche. Se dejaron mensajes en busca de comentarios para los abogados que representan a Jofaz Transportation en otros casos legales.

La demanda alega que los autobuses de las compañías estuvieron inactivos más tiempo de lo que permiten las leyes estatales y locales en lugares de la ciudad que son predominantemente de bajos ingresos y tienen altas concentraciones de residentes negros e hispanos. La ley estatal prohíbe el ralentí durante más de cinco minutos y la ley de la ciudad prohíbe el ralentí durante más de tres minutos. Ambas leyes tienen ciertas excepciones.

La oficina de la fiscal general dijo que previamente llegó a un acuerdo con Jofaz y 3rd Avenue para dejar de violar las leyes de inactividad. Pero el equipo instalado en los autobuses de las empresas mostró que los vehículos seguían violando las leyes después del acuerdo, dijeron las autoridades.

En un ejemplo, un autobús Jofaz estuvo inactivo durante al menos 10 minutos en un patio de autobuses en Brooklyn en 82 ocasiones diferentes en 42 días diferentes, dijo la oficina de la fiscal general.

Contáctanos