Incendio en Nueva Jersey

Masivo incendio en planta de refrescos de Pepsi-Co en Nueva Jersey

Grandes columnas de humo negro se pueden ver a millas de distancia.

Telemundo

Las autoridades informaron que un incendio masivo de cinco alarmas estalló en una fábrica de Pepsi-Co en Piscataway, Nueva Jersey.

El fuego comenzó en la planta de refrescos poco después de las 7 p.m. el martes. Grandes columnas de humo negro se pueden observar a millas de distancia. El siniestro se inició en el exterior, pero aún no se sabe exactamente cómo.

Los informes iniciales señalaron que varios tanques de propano pudieron haber explotado y que las llamas parecían aumentar. Sin embargo, esos informes no están confirmados. Las autoridades sugieren que pudieron haber sido tanques de CO2 utilizados en el proceso de embotellado los que explotaron por el calor.

El alcalde de Piscataway, Brian Wahler, instó a los residentes a evitar New Brunswick Avenue, Carlton Avenue y Lakeview Avenue para permitir que los bomberos y socorristas pudieran acceder al área.

Wahler indicó que todos los empleados fueron evacuados de manera segura después de que comenzó el incendio. También informó que los departamentos de bomberos de varias comunidades cercanas, así como el Servicio de Bomberos Forestales de Nueva Jersey, acudieron al lugar para ayudar a combatir el incendio.

“Se investigarán los detalles de cómo se inició el fuego. Los primeros en responder están trabajando en el lugar para garantizar que el fuego se controle y se apague rápidamente. Todos los empleados y personas que se encontraban en las instalaciones han sido evacuados sin lesiones”, dijo Pepsi-Co en un comunicado. 

“La compañía de refrescos es una instalación de producción y distribución, donde se produce una variedad de productos de Pepsi-Co”, agregó.

Esta es una planta embotelladora principal de Mountain Dew, Aquafina y tés helados de Pepsi para la región para los siguientes productos.

El fuego fue sofocado poco después de las 9 p.m., pero un segundo turno de bomberos estará de servicio toda la noche vertiendo agua para asegurarse de que lleguen a los puntos críticos.

Algunas se extendieron a los árboles vecinos, pero el fuego se extinguió rápidamente.

Más de 100 bomberos de Piscataway, todos voluntarios, sumaron esfuerzos con bomberos de ciudades vecinas para apagar las llamas. El alcalde enfatizó que el entrenamiento frecuente de sus bomberos y de los pueblos vecinos hizo que esta operación fuera perfecta para atacar y apagar el fuego.

Un bombero fue llevado al hospital por agotamiento por calor. Un segundo, que sufrió un esguince de hombro, rehusó la atención médica.

Contáctanos