Repunte de coronavirus

El norte de Nueva York registra drástico repunte de casos de coronavirus, Como anuncia restricciones

"En general, a la zona metropolitana de Nueva York le está yendo mejor que al norte del estado de Nueva York, lo cual es un retroceso total con respecto a la primera fase de COVID", dijo Cuomo durante una conferencia telefónica.

El gobernador Andrew Cuomo anunció el viernes que el Departamento de Salud se centra en combatir un repunte de nuevos casos de coronavirus en el norte del estado. 

Cuomo dijo que los esfuerzos se enfocan en Buffalo, Rochester y Syracuse, lo que indica que los rebrotes van más allá de la Ciudad de Nueva York, que una vez que fue el epicentro de la pandemia.

"En general, a la zona metropolitana de Nueva York le está yendo mejor que al norte del estado de Nueva York, lo cual es un retroceso total con respecto a la primera fase de COVID", dijo Cuomo durante una conferencia telefónica.

El mandatario señaló que las cifras han mejorado en la Gran Manzana, tanto que se eliminarán ciertas restricciones en Far Rockaway, Queens. Asimismo, en Brooklyn, un área crítica, las restricciones se reducirán en un 50%, dijo Cuomo.

Cuomo dijo que es preocupante el repunte de casos en Buffalo y algunas partes de los condados de Erie, Rochester, Monroe, Syracuse y Onondaga. El gobernador indicó que su administración hablará con los funcionarios electos en esas áreas durante el fin de semana para elaborar una estrategia de hiperlocalizada, la cual podría anunciar el lunes.

El pueblo de Port Chester, en la frontera con Connecticut, también estará sujeto a restricciones al clasificar como zona amarilla, dijo el gobernador.

El estado urgió a más de 1,600 residentes que votaron en un centro en el Valle de Hudson el martes a hacerse la prueba del coronavirus después de que un trabajador electoral dio positivo.

El trabajador estaba asignado al Centro Comunitario East Fishkill en Hopewell Junction, dijo el Departamento de Salud del Condado de Dutchess en un aviso el jueves por la noche.

Los trabajadores electorales que tuvieron "contacto sostenido" con su colega infectado están en cuarentena y serán evaluados, indicó la agencia.

El martes se emitieron 1657 votos, pero solo una fracción de los votantes habría interactuado con el trabajador electoral infectado, ya que los votantes fueron dirigidos a diferentes partes del lugar de votación según su distrito de votación, dijo el viernes la portavoz del condado, Colleen Pilius.

El Departamento de Salud informó que el riesgo para los votantes es "mínimo", pues el trabajador electoral infectado portaba una mascarilla y respetó las restricciones. 

Contáctanos