Ex fiscal general de Nueva York no enfrentará cargos en conexión con acusaciones de asalto sexual, según oficiales

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Ex fiscal general de Nueva York no enfrentará cargos en conexión con acusaciones de asalto sexual, según oficiales
    Getty Images
    El ex fiscal general de Nueva York Eric Schneiderman no enfrentará cargos por acusaciones de agresión sexual, dijo la oficina de la procuradora del distrito del condado de Nassau el jueves.

    NUEVA YORK — El ex fiscal general de Nueva York Eric Schneiderman no enfrentará cargos por acusaciones de agresión sexual, dijo el jueves la oficina de la procuradora del distrito del condado de Nassau.

    En mayo, Schneiderman renunció a su cargo luego de que cuatro mujeres con las que había estado involucrado románticamente lo acusaron de violencia física en una historia publicada por The New Yorker.

    La procuradora del distrito del condado de Nassau, Madeline Singas, dijo el jueves que las acusaciones de las mujeres eran creíbles, pero que los obstáculos legales habían impedido que su oficina presentara cargos contra Schneiderman luego de una investigación de seis meses.

    "Creo en las mujeres que compartieron sus experiencias con nuestro equipo de investigación", dijo Singas en un comunicado. "Sin embargo, los impedimentos legales, incluyendo los estatutos de limitaciones, impiden el procesamiento penal".

    Schneiderman renunció varias horas después de que se publicara el artículo en The New Yorker, y dijo que "aunque estas acusaciones no están relacionadas con mi conducta profesional o las operaciones de la oficina, efectivamente me impedirán dirigir el trabajo de la oficina en este momento crítico".

    La investigación no encontró conducta indebida por parte del personal de Schneiderman en la oficina del fiscal general, dijo Singas.

    Schneiderman dijo que no consideraba la decisión como una exoneración.

    "Reconozco que la decisión de la procuradora Singas de no procesar no significa que no haya hecho nada malo", dijo a través de un publicista. "Acepto toda la responsabilidad por mi conducta durante mis relaciones con mis acusadores, y por el impacto que tuvo en ellas.

    "Después de pasar un tiempo en un centro de rehabilitación, estoy comprometido a un camino de recuperación para toda la vida y para reparar mis daños. Me disculpo por todo el dolor que he causado, y me disculpo con la gente del Estado de New York por decepcionarlos después de que confiaran en mí".

    Schneiderman, un demócrata, renunció a su cargo en mayo horas después de que The New Yorker publicara una denuncia que decía que cuatro mujeres lo habían acusado de abofetearlas o asfixiarlas. Algunas de las mujeres dijeron que Schneiderman era un gran bebedor.

    Schneiderman en ese momento no negó las acusaciones, pero dio a entender en una declaración que su conducta fue bien recibida o no fue como la mujeres describieron.

    Sus acusadores incluyeron a Manning Barish, un activista y escritor demócrata, quien estuvo involucrado románticamente con Schneiderman desde mediados de 2013 hasta finales de 2014.

    El gobernador Andrew Cuomo nombró a Singas como fiscal especial, sin pasar por el fiscal del distrito de Manhattan Cyrus Vance Jr. debido a un posible conflicto de intereses.

    En ese momento, la oficina del fiscal general estaba investigando cómo la oficina de Vance había manejado una acusación de conducta sexual inapropiada contra el magnate de la película Harvey Weinstein.