cámaras de velocidad

Reporte: Neoyorquinos prefieren cámaras de velocidad en lugar de oficiales de tránsito

Según la encuesta, hasta el 78% de los votantes y el 73% de los automovilistas encuestados apoyan el uso de métodos de aplicación automatizados en lugar de oficiales de tránsito.

Una encuesta de la organización Alternativas de Transporte reveló que los conductores en la Ciudad de Nueva York prefieren los sistemas automatizados en términos de hacer las calles más seguras, en lugar del despliegue de oficiales de tránsito al acecho. 

Según la encuesta, hasta el 78% de los votantes y el 73% de los automovilistas encuestados apoyan el uso de métodos de aplicación automatizados en lugar de patrullas ocultas en las calles y carreteras listas para atrapar a los conductores que infringen las leyes de tránsito. 

“Al invertir en aplicación automatizada y diseño de calles, la Ciudad de Nueva York puede convertirse en un líder mundial en seguridad vial. Ahora es el momento de redoblar las medidas comprobadas que mantienen seguros a nuestros residentes y reducen los prejuicios raciales y la participación de la policía armada”, dijo Danny Harris, director ejecutivo de Alternativas de Transporte. 

"Esta nueva votación debería ser una llamada de atención para quienes se postulan para la alcaldía de que la aplicación automatizada no solo funciona, sino que cuenta con un amplio apoyo de los votantes y debe ampliarse aún más para ayudarnos a alcanzar la Visión Cero".

En 2016 se realizó una encuesta similar y, para entonces, solo el 60% de los encuestados apoyó el sistema automatizado de vigilancia. La nueva encuesta revela un aumento significativo de respaldo. 

Estos nuevos datos fueron recopilados por el Siena College Research Institute hasta finales de 2020, según la organización. Los resultados ahora plantean si la aplicación automatizada debería expandirse más allá de las zonas escolares en la Ciudad de Nueva York que están reguladas por el estado.

“La aplicación de la ley automatizada frena el exceso de velocidad, salva vidas y es mucho más justa que el enfoque tradicional de la policía. Si bien los radares de tráfico han reducido las muertes y los choques, la gran mayoría de los niños de la Ciudad de Nueva York viven fuera de las zonas escolares, donde no se permite el funcionamiento de los radares de tráfico. Lucharemos para expandir el programa de seguridad de velocidad este año, y con la opinión pública de nuestro lado, creemos que es el momento adecuado para comenzar a utilizar la aplicación automatizada de formas adicionales para frenar a los conductores imprudentes”, dijo Dana Lerner, miembro de Families for Safe Streets, cuyo hijo murió en un accidente de tránsito. 

En diciembre, el alcalde Bill de Blasio anunció que buscaría la aprobación de los legisladores de Albany para ampliar el horario en el que los radares de tráfico en las escuelas pueden operar. El plan es que estén en funcionamiento  las 24 horas los 7 días de la semana, a fin de abordar el exceso de velocidad desenfrenado a lo largo de 2020.

De hecho, los legisladores que representan a los vecindarios de la Ciudad de Nueva York muy afectados por las muertes de peatones se enfrentaron a una batalla cuesta arriba para que sus colegas regresaran a la Cámara para financiar el programa de cámaras de velocidad de la zona escolar que ya está en marcha.

Contáctanos