pago de renta

Legisladores plantean pago de renta a inquilinos, sin importar estatus migratorio

También se beneficiarían inquilinos de bajos y medianos ingresos con pagos atrasados. 

Telemundo

El congresista Adriano Espaillat anunció su respaldo a dos proyectos de ley -uno de los cuales es copatrocinador- que proporcionarán miles de millones para el pago de alquiler de inquilinos de bajos ingresos y sin importar su estatus migratorio. 

Ambos proyectos de ley tienen como objetivo ayudar a los inquilinos que perdieron sus ingresos de forma parcial o total debido a la crisis de salud. 

El contralor Scott Stringer informó esta semana que al menos uno de cada cinco neoyorquinos podría perder el empleo en junio. 

El primer proyecto de ley respaldado por Espaillat fue presentado tanto en el Senado por el senador de Sherrod Brown (Ohio) como en la Cámara por el representante Denny Heck (Washington), ambos demócratas. 

La legislación propone que el gobierno federal desembolse $ 100 mil millones a los gobiernos estatales y locales para el pago de alquiler. 

La propuesta se incluyó en una versión de la Ley CARES de $ 2 billones, pero fue descartada en las negociaciones finales. 

Espaillat fue uno de casi 50 legisladores que firmaron una carta en abril para demandar  que el Gobierno garantice $ 100 mil millones para el pago de alquiler.

El proyecto Ley de Asistencia de Alquiler de Emergencia brindaría auxilio económico a los inquilinos por hasta dos años al hacer el pago directo a los administradores de las propiedades o a los propietarios. 

Los gobiernos locales que reciban los fondos pueden asociarse con organizaciones comunitarias y autoridades de vivienda para distribuir el dinero de ayuda, según el proyecto. 

Además de respaldar el proyecto de ley bicameral, Espaillat también patrocina un proyecto de ley que ofrecería $ 25 mil millones en ayuda a familias de bajos y medianos ingresos con pagos atrasados. 

Espaillat presentó el martes el proyecto de ley, copatrocinado por el representante Jesús "Chuy" García de Chicago.

“Estos son tiempos sin precedentes, ya que millones de residentes en todo el país enfrentan dificultades tremendas en medio de la actual emergencia de salud pública y la crisis mundial debido al COVID-19. El alquiler se le ha vencido a millones de estadounidenses y familias, y las familias, especialmente las de bajos ingresos, no pueden pagar el alquiler mensual”, dijo Espaillat en un comunicado. 

“Es más claro que nunca que la vivienda es parte de nuestra salud general como sociedad y nación”, agregó. 

Contáctanos