perdón de impuestos

IRS reembolsará en mayo impuestos por desempleo, pero NY aún no otorga la exención a sus residentes

Si Nueva York no accede a cambiar la ley estatal en concordancia con la federal, eso significa que los contribuyentes deberán pagar los impuestos estatales sobre los beneficios que recibieron el año pasado.

Telemundo

El Servicio de Impuestos Internos comenzará a reembolsar en mayo el dinero de la exención de impuestos sobre el seguro de desempleo a las personas que ya presentaron sus declaraciones, esto sin que tengan que hacer una enmienda. 

La exención fiscal federal entró en vigor tras los recientes cambios realizados por el Plan de Rescate Estadounidense. El último paquete de estímulo de 1.9 billones de dólares creó una nueva exención fiscal para decenas de millones de estadounidenses que recibieron beneficios por desempleo en 2020.

Aproximadamente 40 millones de estadounidenses recibieron beneficios por desempleo en 2020, según The Century Foundation, un grupo de expertos sin fines de lucro. 

Antes del cambio estipulado por el Plan de Rescate Estadounidense, los beneficiarios estaban obligados a pagar el impuesto federal y el estatal sobre los beneficios de desempleo. Ahora, el IRS otorga la exención de impuestos sobre los primeros $10,200 en función de los ingresos del contribuyente. 

Sin embargo, los estados deben cambiar sus propias leyes fiscales en concordancia con la directriz federal para ofrecer el perdón de impuestos a sus residentes, algo que Nueva York aún no hace. 

Más de una docena de estados no están ofreciendo, al menos por ahora, la nueva exención fiscal sobre los beneficios por desempleo, entre ellos Nueva York.

Si bien el Plan de Rescate Estadounidense perdona el impuesto federal sobre hasta $10,200 de ayuda por desempleo recibida por persona durante 2020, la ley no tiene injerencia sobre los impuestos que cobra el estado, por ende, Nueva York tendría que alinearse con la ley federal para otorgar la exención a los residentes.

Si Nueva York no accede a cambiar la ley estatal en concordancia con la federal, eso significa que los contribuyentes deberán pagar los impuestos estatales sobre los beneficios que recibieron el año pasado.

Hasta el martes, 13 estados siguen sin ofrecer la exención de impuestos sobre el seguro de desempleo, según los datos del preparador de impuestos H&R Block. Esos estados son Colorado, Georgia, Hawái, Idaho, Kentucky, Massachusetts, Minnesota, Mississippi, Carolina del Norte, Rhode Island, Carolina del Sur, Virginia Occidental y Nueva York.

Estados como Nueva Jersey, entre otros, no gravan las prestaciones por desempleo por varias razones. Algunos no cobran un impuesto sobre la renta de las personas físicas. Otros excluyen específicamente los ingresos por desempleo de los impuestos estatales. Algunos, como Indiana y Wisconsin, ofrecen una exención fiscal parcial sobre los beneficios.

La senadora estatal Jessica Ramos, de Queens, y el presidente del Sindicato de Trabajadores Independientes, Rafael Espinal, pidieron a los legisladores que cambien la ley fiscal estatal para excluir los impuestos sobre la renta de los beneficios por desempleo, un llamado que parece apoyar el gobernador Andrew Cuomo, según reporta el Daily News.

“Lo correcto es renunciar a los impuestos sobre la renta sobre la asistencia estatal por desempleo”, dijo Ramos al News. “Significaría más dinero en los bolsillos de tantos neoyorquinos desempleados en todo nuestro estado, como nuestros trabajadores autónomos y autónomos cuya industria se ha visto drásticamente afectada por esta pandemia. Es inconcebible que nuestros líderes en Albany se burlen de la idea de cobrar impuestos a los multimillonarios, pero no tienen problemas para cobrarles dinero a quienes más lo necesitan”, añadió.

"Estamos de acuerdo en que las consecuencias fiscales para los beneficios del seguro de desempleo, que ha sido la ley durante 50 años, deben revisarse de nuevo", dijo en un comunicado Freeman Klopott de la División de Presupuesto estatal, que es parte de la oficina de Cuomo.

"Trabajaremos con la Legislatura para revisar esto, y muchas ideas de mérito, antes de la fecha límite del 1 de abril para promulgar un presupuesto que brinde apoyo a los neoyorquinos y cierre un déficit causado por completo por la destrucción de los ingresos estatales por la pandemia", añadió en la declaración el News.

El miércoles, durante la sesión del Senado estatal, el senador Jim Tedisco (R, C-Glenville) presentó un proyecto de ley bipartidista para otorgar el perdón de impuestos a los neoyorquinos.

Según el Departamento de Trabajo, 4,6 millones de neoyorquinos recibieron beneficios por desempleo y desempleo pandémico desde el inicio de la pandemia el año pasado. Los $ 10,200 en desgravación fiscal en esta medida cubrirían 17 semanas del beneficio de desempleo de $ 600 por semana.

“El Empire State se está convirtiendo rápidamente en el 'Estado vacío' porque Nueva York tiene los impuestos más altos de la nación. Aquellos que enfrentaron el desempleo el año pasado (...) No deberían tener que pagar impuestos estatales sobre los primeros $ 10,200 de su seguro de desempleo cuando el Gobierno federal les otorga una exención del impuesto sobre la renta sobre el mismo beneficio”, dijo Tedisco, miembro del Comité Senatorial de Finanzas.

“Ahora que ya no existe el déficit de $ 15 mil millones de Nueva York, aquellos que perdieron sus trabajos durante el año pasado deberían obtener una exención fiscal, no una bofetada fiscal", añadió.

Connecticut, Iowa, Illinois, Kansas, Luisiana, Maine, Michigan, Misuri, Dakota del Norte, Nebraska, Nuevo México, Oklahoma, Oregón, Utah y Washington, D.C. han cambiado sus leyes para ofrecer el perdón de impuestos sobre desempleo.

Otros, como Arizona, Ohio y Vermont, no han adoptado oficialmente el estándar federal, pero lo están haciendo administrativamente: sus formularios de impuestos permiten a los contribuyentes reclamar el descuento, dándoles efectivamente la exención.

Aproximadamente 40 millones de estadounidenses recibieron beneficios por desempleo el año pasado, según la Century Foundation. Un reclamante recibió en promedio $ 14,000.

En los estados que no ofrecen la exención de impuestos por desempleo, los contribuyentes deben volver a agregar los beneficios excluidos en su declaración de impuestos federales al presentar sus impuestos estatales.

Sin embargo, los impuestos estatales no necesariamente ascenderán a mucho, dependiendo de la tasa impositiva respectiva.

Por ejemplo, los contribuyentes de Colorado pagan un 4,63% fijo sobre los ingresos, que incluiría los beneficios por desempleo. Kentucky y Massachusetts tienen una tasa impositiva fija del 5%. Mississippi tiene una tasa impositiva máxima del 5%, que se activa para ingresos superiores a $ 10,000.

Sin embargo, algunos estados tienen tasas más altas. Hawái, por ejemplo, tiene una tasa impositiva máxima del 11%. Nueva York y Minnesota tienen tasas máximas de 8.82% y 9.85%, respectivamente. Sin embargo, es probable que se aplique una tasa impositiva marginal más baja a los contribuyentes elegibles para la exención fiscal federal.

Los estados que no han adoptado la exención fiscal del Plan de Rescate Estadounidense aún pueden optar por hacerlo.

El Departamento de Ingresos de Indiana, por ejemplo, dijo que puede ocurrir "dependiendo de las acciones de la Asamblea General durante el resto de la sesión legislativa", lo que potencialmente continúa hasta finales de abril, dijo la agencia a mediados de marzo.

Sin embargo, los funcionarios de Colorado señalaron que los contribuyentes no obtendrán la exención fiscal. Las reglas del impuesto sobre la renta del estado no incorporan cambios federales hechos retroactivamente, según su Departamento de Ingresos. Eso ocurrió con el Plan de Rescate Estadounidense, que modificó las reglas fiscales durante la temporada de presentación de impuestos.

Contáctanos