TRANSPORTE PúBLICO

La MTA anuncia la adquisición de más autobuses eléctricos, un paso para modernizar la flota actual

La agencia busca convertir toda la flota de 5.800 autobuses en eléctricos para 2040.

La MTA comprará 60 autobuses eléctricos en 2021, 15 más de lo anticipado anteriormente, anunciaron los funcionarios el martes.

El cambio, que llevará la flota total de autobuses eléctricos de la MTA a 85 a fin de año, es un pequeño paso en un esfuerzo mayor para convertir toda la flota de la agencia de 5.800 autobuses en eléctricos para 2040.

“La MTA se toma en serio el cumplimiento de la promesa de una flota de cero emisiones para nuestro objetivo de 2040”, dijo Craig Cipriano, jefe de autobuses de la Autoridad de Transporte Metropolitano. "Con el apoyo y los recursos estatales y federales, esperamos que este programa esté a punto de despegar de manera exponencial".

La MTA planteó adquirir 45 autobuses eléctricos para fines de este año, pero esta semana aumentó el plan a 60. En la actualidad, la agencia tiene 25 autobuses de este tipo. 

Cipriano dijo que los avances en la tecnología de baterías eléctricas y la infraestructura de carga llevaron a la agencia a impulsar su solicitud de autobuses eléctricos. El aumento de la compra se anunció cuando la MTA llegó a un acuerdo de $39 millones con la Autoridad de Energía de Nueva York para instalar al menos 50 cargadores aéreos de autobuses eléctricos en cuatro depósitos de la ciudad.

La MTA también se asociará con la Autoridad de Energía para construir más cargadores en los puntos donde los autobuses puedan estacionarse entre recorridos para la recarga. Las autoridades mostraron el martes uno de los nuevos cargadores en Manhattan en W.43rd St. y West Side Highway.

La MTA, y los fabricantes de autobuses eléctricos, todavía tienen un largo camino por recorrer antes de que se pueda concretar una flota de autobuses sin emisiones.

Los autobuses eléctricos actuales de la MTA pueden mantener una carga que dura tres o cuatro horas, y sus baterías tardan hasta siete horas en cargarse. Esas limitaciones hacen que sea inviable para la MTA operar vehículos eléctricos en aproximadamente un tercio de sus rutas de autobús, dijeron las autoridades.

Pero Cipriano y otros funcionarios de tránsito confían en que la tecnología de autobuses electrónicos mejorará en los próximos años, lo que permitirá a la MTA dejar de comprar autobuses diésel en 2028.

Los funcionarios de tránsito planean comprar otros 475 autobuses eléctricos a través del plan capital 2020-2024 de la MTA, que se ha retrasado por la pandemia. El plan también incluye dinero para 1.074 autobuses que funcionan con combustibles fósiles.

"Hay mucho trabajo por hacer", dijo Cipriano. “Tenemos 28 estaciones de autobuses que deben estar equipadas con infraestructura de carga (...) En este momento estamos en el proceso de desarrollar nuestro plan maestro para brindarnos un enfoque programado por fases".

Contáctanos