Coronavirus en NYC

NYC conmemora a los neoyorquinos que perdieron la vida por COVID-19 en evento virtual

El evento conmemorativo se llevó a cabo el 14 de marzo un año después de confirmarse la primera muerte por COVID en la Ciudad de Nueva York.

Telemundo

NUEVA YORK -- Un memorial en honor a los neoyorquinos que perdieron la vida por el COVID-19 durante el año de la pandemia en curso se llevó el domingo, día que se cumplió el primer aniversario de la primera muerte de COVID reportada en la Ciudad de Nueva York.

Los funcionarios de la Ciudad de Nueva York planearon la ceremonia nocturna para recordar a unos 30,000 residentes de la ciudad que han perdido la vida por el coronavirus desde marzo de 2020.

El evento que sucedió en el paseo marítimo de Brooklyn frente al bajo Manhattan incluyó actuaciones de la Filarmónica de Nueva York y otros grupos y la participación de líderes religiosos y el alcalde Bill de Blasio. Las imágenes de los neoyorquinos que fallecieron por la pandemia se proyectaron en el puente de Brooklyn durante toda la ceremonia.

“Esta noche, honramos las vidas perdidas por esta horrible pandemia y nos unimos como ciudad para llorar, sanar y mirar hacia un futuro mejor”, dijo de Blasio en un comunicado. "Las voces de toda la ciudad se unirán para solidarizarse y demostrar cómo nos mantenemos fuertes, esperanzados y decididos".

Carolina Juárez Hernández, cuyo padre murió de COVID-19 en abril pasado, recordó a un hombre que llegó a Nueva York desde México en busca de una vida mejor y encontró trabajo como soldador, y se convirtió en una gran fan de los Yankees de Nueva York y los Gigantes de Nueva York ”porque amaba tanto Nueva York".

Similar a las experiencias de tantos en Nueva York y otros lugares, Juárez Hernández no pudo ver a su padre mientras agonizaba. Recordó el momento en que lo llevaron a un área restringida del hospital.

"No pensé en despedirme de él", dijo. “Así que dije: 'Hablaré contigo más tarde'. Hasta el día de hoy me arrepiento de no haberle dado ese abrazo. Porque nunca volví a verlo en persona".

Un alcalde visiblemente emocionado, Bill de Blasio, calificó el número total de vidas perdidas en la ciudad como “un número que apenas podemos imaginar” y señaló que representaba más que de las que la ciudad perdió en la Segunda Guerra Mundial, Vietnam, el 11 de septiembre y la súper tormenta Sandy juntas.

A pesar de lo devastadoras que han sido las pérdidas, agregó, “todos los que hemos perdido, lo que hicieron, continúa. Lo que contribuyeron, lo que crearon, el amor que dieron, continúa ”.

Para muchos, esas primeras muertes les hicieron ver la realidad de que la pandemia ya no era una amenaza lejana.

Los cinco condados se vieron particularmente afectados por las asombrosas pérdidas humanas y financieras. La Gran Manzana podría llegar a las 30,000 muertes relacionadas con el virus en cuestión de días, según datos de los Centros de Control de Enfermedades, (CDC, por sus siglas en inglés).

Los científicos ahora creen que el virus había estado circulando silenciosamente en el área metropolitana de la Ciudad de Nueva York durante semanas antes de que los funcionarios anunciaran la primera prueba positiva de la ciudad el 2 de marzo.

La primera muerte en la ciudad ocurrió el 11 de marzo, aunque las autoridades no se enterarían hasta más tarde. Se ordenó el cierre de los teatros de Broadway y otros grandes lugares de entretenimiento el 12 de marzo. El alcalde ordenó el cierre de las escuelas el 15 de marzo. Siguieron bares y restaurantes. Las escuelas cerraron en todo el estado unos días después. El 20 de marzo, el gobernador Andrew Cuomo anunció que estaba prohibiendo reuniones de cualquier tamaño, por cualquier motivo, en cualquier parte del estado.

Durante un período de 10 días en abril, la ciudad de Nueva York tuvo un promedio de 750 muertes por día.

Los encierros y el estricto cumplimiento de las reglas de distanciamiento físico funcionaron. A fines de la primavera, las muertes se habían desplomado y la región disfrutaba de algunas de las tasas de infección más bajas del país hasta un resurgimiento en el otoño.

El número de muertos en el área metropolitana más amplia de la Ciudad de Nueva York, incluidos los suburbios de Connecticut y Nueva Jersey, asciende ahora a más de 65,000, según la Universidad Johns Hopkins.

En un informe de COVID de 2020, el alcalde Bill de Blasio originalmente anunció que el 14 de marzo de 2021 será un día de recordación.

"Necesitamos reconocer a nuestros compañeros neoyorquinos que se han ido, eso es algo que siempre tenemos que marcar en el futuro", dijo de Blasio. "Los recordamos al 1) estar allí para sus familias, al 2) honrar a quienes hicieron tanto para tratar de salvarlos, y 3) al trabajar para hacer que esta ciudad sea mejor todo el tiempo en su memoria".

Contáctanos