MIS-C

Casos de MIS-C en niños aumentan a 124 en NYC; doctores comparten lo aprendido

"La vigilancia en la evaluación de estos síntomas será fundamental para ayudar a identificar a estos pacientes al inicio del curso clínico", dijo el Dr. Temim Waltuch.

Telemundo

Lo que debes saber

  • Los médicos que trataron algunos de los primeros casos de la enfermedad relacionada con COVID-19 que ha enfermado a más de 200 niños en el área triestatal han compartido lo que han aprendido sobre la afección, incluyendo la rapidez con la que puede dejar a un paciente sano en terrible condición
  • Los casos abarcan una amplia edad demográfica, que afecta a bebés y adultos jóvenes, aunque la mayoría de los casos corresponden a niños de 1 a 14 años. Tres niños en Nueva York han muerto. Noventa y tres por ciento de los niños que muestran síntomas dieron positivo para COVID-19 o sus anticuerpos
  • El jefe de salud de la ciudad de Nueva York, Dr. Oxiris Barbot, dijo el viernes que la ciudad había confirmado 124 casos de MIS-C, frente a los 89 de hace unas dos semanas

NUEVA YORK -- Los médicos que trataron algunos de los primeros casos de la enfermedad relacionada con COVID-19 que ha enfermado a más de 200 niños en el área triestatal han compartido lo que han aprendido sobre la afección, incluyendo la rapidez con la que puede dejar a un paciente sano en terrible condición.

Los médicos del Departamento de Emergencia Pediátrica del Hospital Mount Sinai trataron a los cuatro niños previamente sanos a principios de mayo, y luego los cuatro fueron trasladados a la UCI del departamento, según el estudio publicado la semana pasada en el American Journal of Emergency Medicine. Todos dieron negativo para COVID-19 después de una prueba de hisopo nasal, sin embargo, la exposición previa a la enfermedad se confirmó después de que a cada uno se le detectara los anticuerpos contra el coronavirus.

Lo que se observó en cada uno de los niños, de 1, 10, 12 y 13 años, fue una respuesta autoinmune anormal al COVID-19, lo que los doctores llamaron una tormenta de citoquinas exagerada. Según el estudio, todos los niños fueron tratados con inmunoglobulina, así como con medicamentos inmunosupresores que se usan más comúnmente para tratar la artritis reumatoide.

"Algunos niños sanos se enferman gravemente debido a una respuesta inflamatoria exagerada y rara producida varias semanas después de una infección por COVID-19, incluso si esa infección fue muy leve", dijo la coautora del estudio, la Dra. Jennifer E. Sanders, profesora asistente en la Escuela de Medicina Icahn en Mount Sinai.

Los autores del estudio instan a los médicos de emergencias a estar en alerta máxima por el síndrome inflamatorio multisistémico en niños, conocido como MIS-C, incluso si los niños muestran síntomas débiles o nulos del coronavirus. Los pacientes pueden comenzar con síntomas similares a los de la enfermedad de Kawasaki, con fiebre, erupción cutánea, conjuntivitis, dolor abdominal y diarrea, pero luego la afección puede empeorar rápidamente de manera similar al síndrome de shock tóxico, según el Dr. Temim Waltuch, quien fue coautor del estudio. Algunos niños que el equipo de investigación de nuestra cadena hermana NBC 4 New York ha documentado parecen mostrar síntomas leves, pero en unos días, si no horas, sus condiciones empeoraron drásticamente, dejándolos en coma y con un ventilador.

"La vigilancia en la evaluación de estos síntomas será fundamental para ayudar a identificar a estos pacientes al inicio del curso clínico", dijo. "A medida que continuamos aprendiendo más sobre este síndrome, es importante que los padres estén conscientes de los signos y síntomas que deben vigilar en sus hijos y que busquen atención inmediata si están preocupados, pero también recordar que hasta ahora esto todavía parece ser un evento raro en niños después de una infección reciente por COVID-19".

Sanders dijo que el umbral para las pruebas de laboratorio entre pacientes jóvenes que muestran los síntomas debe ser bajo, y todos los pacientes, sin importar cuán saludables puedan parecer al principio, deben ser tratados con precaución. Algunos cuyas condiciones empeoran rápidamente requieren reanimación con líquidos y posiblemente intubación, como han demostrado otros casos en Nueva York y Nueva Jersey.

La experta detalló que deben hacer los padres para evitar que sus hijos sufran la enfermedad.

Nueva York estaba investigando al menos 179 casos de la enfermedad hasta el viernes, menos de dos semanas después de que los CDC confirmaron un vínculo entre el coronavirus y lo que se ha denominado síndrome inflamatorio multisistémico en niños (MIS-C).

Los casos abarcan una amplia edad demográfica, que afecta a bebés y adultos jóvenes, aunque la mayoría de los casos corresponden a niños de 1 a 14 años. Tres niños en Nueva York han muerto. Noventa y tres por ciento de los niños que muestran síntomas dieron positivo para COVID-19 o sus anticuerpos.

El jefe de salud de la ciudad de Nueva York, Dr. Oxiris Barbot, dijo el viernes que la ciudad había confirmado 124 casos de MIS-C, frente a los 89 de hace unas dos semanas.

Contáctanos