Abandonan apellido “Trump” de edificios residenciales

NUEVA YORK- Una jueza de Nueva York dictaminó este jueves que los residentes de un edificio que lleva el nombre del presidente estadounidense, Donald Trump, tienen derecho a retirarlo de la fachada si así lo consideran oportuno.

La magistrada Eileen Bransten falló en contra de la empresa de Trump, que defendía que la eliminación del nombre del inmueble supondría una violación del contrato que tiene desde hace casi veinte años para la gestión del edificio, que no es de su propiedad.

Según Bransten, los residentes pueden eliminar el nombre de Trump si así lo deciden con una mayoría cualificada.

En febrero del año pasado, los vecinos de este inmueble de Manhattan, a orillas del río Hudson, votaron a favor de librarse de la etiqueta "Trump Place".

Tras ello, la empresa del presidente les advirtió que hacerlo supondría violar el contrato, por lo que los residentes llevaron el caso ante la Justicia para asegurarse de que podían proceder a retirar el nombre.

Desde la campaña electoral de 2016, los residentes de varios edificios de apartamentos que llevaban el nombre de Trump en su fachada han optado por abandonarlo.

También ha perdido la marca "Trump" un lujoso hotel del barrio del Soho, renombrado como Dominick, después de un acuerdo entre la empresa del presidente y los dueños del establecimiento, que habían tenido problemas para atraer clientes.

Contáctanos