vacunación en la ciudad de nueva york

NYC enfrenta posible escasez de socorristas debido al mandato de vacunación

Una escasez de socorristas es una posibilidad real, especialmente considerando que después de que el sindicato más grande del NYPD demandó a la Ciudad de Nueva York el lunes por el mandato de vacunación.

Telemundo

Lo que debes saber

  • A medida que se acerca la fecha límite para que los empleados de la ciudad se vacunen, el alcalde Bill de Blasio abordó la posibilidad de una escasez de personal de primeros auxilios.
  • La Ciudad de Nueva York anunció la semana pasada que estaba ampliando su mandato de vacunación contra COVID-19 a todos los empleados públicos sin opción de prueba.
  • Una escasez de socorristas es una posibilidad real, especialmente considerando que después de prometer acciones legales en respuesta al mandato de vacunas más reciente de la ciudad, el sindicato más grande del NYPD siguió adelante el lunes y demandó a la Ciudad de Nueva York en la Corte Suprema del estado en Staten Island.

NUEVA YORK - A medida que se acerca la fecha límite para que los empleados de la ciudad se vacunen, el alcalde Bill de Blasio abordó la posibilidad de una escasez de socorristas.

La Ciudad de Nueva York anunció la semana pasada que estaba ampliando su mandato de vacunación contra COVID-19 a todos los empleados públicos sin opción de prueba.

Los plazos son diferentes para el NYPD y el FDNY en comparación con los oficiales penitenciarios, pero el mensaje es el mismo, según la oficina del alcalde: quienes sirven a la comunidad deben asumir la responsabilidad de proteger a las personas dentro de ella y a ellos mismos.

Según el alcalde, desde que se anunció el mandato, ha habido un aumento en la vacunación de los empleados de la ciudad.

"Estamos viendo un movimiento, obviamente porque los números que tenemos son hasta ayer, lo que espero es un aumento de la actividad, particularmente el viernes, y luego lo que vimos antes. Tuvimos este patrón con los trabajadores de la salud y los de nuestras escuelas, un aumento en la vacunación justo antes de la fecha límite", dijo de Blasio durante su conferencia de prensa diaria el miércoles, agregando: "Y luego algunas personas que se dan cuenta de que están a punto estar en licencia sin cobro y luego salen y se vacunan inmediatamente y otras que se vacunan en los días posteriores".

Una escasez de socorristas es una posibilidad real, especialmente considerando que después de prometer acciones legales en respuesta al mandato de vacunas más reciente de la ciudad, el sindicato más grande del NYPD demandó a la Ciudad de Nueva York en la Corte Suprema del estado en Staten Island el lunes. El miércoles, el alcalde reconoció precisamente eso y se refirió a lo que significará para la ciudad si realmente hay una escasez después de que se promulgue el mandato de la vacuna el viernes.

El alcalde dijo que aunque no tienen sustitutos a la mano, un grupo de trabajadores disponibles cuando se hablaba de escasez de maestros, esta vez, lo más probable es que se lleve a cabo un plan diferente para abordar la escasez de socorristas, si termina habiendo uno.

"Se trata de horas extras, se trata de cambiar las asignaciones a una necesidad particular. Nuestras agencias pasaron por muchas cosas el año pasado en las que tuvieron una gran cantidad de miembros fuera de trabajo debido a COVID y se ajustaron y lo hicieron muy bien", dijo.

"Son organizaciones acostumbradas a las crisis y los desastres y saben cómo hacer que las cosas sigan funcionando", continuó diciendo el alcalde.

Cuando se le preguntó sobre los costos de horas extras proyectados que estos cambios de horario significarían para la ciudad, de Blasio dijo: "Quiero señalar, no estamos viendo esto desde la perspectiva presupuestaria, estamos viendo esto desde cómo mantener a la gente segura, cómo terminamos la era del COVID, cómo damos la vuelta a la esquina en la crisis más grande de nuestra historia. Ese es nuestro enfoque. Obviamente, me gustaría que todos se vacunen antes del final del viernes. Si no lo hacen, van a fuera de la nómina. No quiero esos ahorros, pero crea un ahorro y si tenemos que dedicar más horas extra para equilibrar, obviamente habrá recursos para dar cuenta de eso".

Durante su propia conferencia de prensa, la gobernadora Kathy Hochul dijo que el estado está listo para ayudar a la ciudad si se encuentran con una escasez de socorristas.

"Siempre extenderé mi mano, amistad y apoyo a la Ciudad de Nueva York. Esta es una nueva era de colaboración y si necesitan nuestra ayuda para brindar servicios básicos a los constituyentes que representamos mutuamente, estaré allí para ayudar", dijo la gobernadora.

De Blasio ha dicho que quienes sirven a la ciudad también tienen la responsabilidad de proteger a las personas y comunidades dentro de ella de todos los flagelos, incluyendo el COVID-19.

"La vacuna es lo que nos ha permitido luchar contra el COVID y salvar decenas de miles de vidas. Y todavía hay muchos empleados de la ciudad que no están vacunados", dijo de Blasio a CNN la semana pasada. "Quiero protegerlos. Quiero proteger a sus familias. Quiero proteger a todas las personas con las que entran en contacto dentro de esta ciudad".

"Las fuerzas del orden han sido las más afectadas por el COVID. En esta nación, en los últimos dos años, el COVID ha matado a 460 agentes del orden. Tenemos que protegerlos", agregó el demócrata. "Este mandato de vacuna nos permite hacer eso".

Comenzando la semana pasada, los empleados de la ciudad recibirán $500 en sus cheques de pago si reciben su primera inyección en un sitio de vacunación administrado por la ciudad, según la oficina del alcalde.

Las nuevas reglas afectan a más de 160,000 trabajadores (incluidos policías, bomberos y funcionarios penitenciarios). El presidente de la Asociación de Bomberos Uniformados del FDNY dijo que les dijo a los miembros que "si eligen no vacunarse, aún deben presentarse al servicio". Casi el 45% de los bomberos del FDNY no están vacunados, dijo el presidente del sindicato Andrew Ansbro la semana pasada, añadiendo que los bomberos quieren que continúen las pruebas. No está claro cuál es el porcentaje actualizado de los no vacunados en el FDNY al miércoles.

"No hay mayor privilegio que servir a la gente de la ciudad de Nueva York, y ese privilegio viene con la responsabilidad de mantenerte a ti y a tu comunidad a salvo", dijo el alcalde Bill de Blasio al hacer el anuncio el miércoles.

"Hemos liderado el camino contra COVID-19, desde luchar por el derecho a vacunar a los trabajadores de primera línea, hasta proporcionar incentivos líderes en la nación para crear el mandato de Key to NYC", continuó el demócrata. "Mientras continuamos nuestra recuperación para todos nosotros, los trabajadores de la ciudad han sido una inspiración diaria. Ahora es el momento de que muestren a su ciudad el camino para salir de esta pandemia de una vez por todas".

De Blasio dijo que la ciudad comenzará de inmediato las negociaciones de impacto con los sindicatos afectados.

Según una orden ejecutiva firmada por el alcalde el mes pasado, los oficiales de policía de Nueva York deben vacunarse o mostrar prueba de una prueba COVID-19 negativa cada semana, pero la nueva orden que se espera que se haga oficial más tarde el miércoles significa que unos 20,000 oficiales no vacunados deben recibir al menos una dosis antes del 29 de octubre o recibir una licencia sin goce de sueldo, dijeron las autoridades. La fecha límite es a las 5 p.m. ese día.

El NYPD tiene alrededor de 34,500 personal uniformado y alrededor de 17,700 personas en posiciones de apoyo no uniformadas. En una entrevista con PIX el miércoles, el comisionado del NYPD, Dermot Shea, dijo que el 73% de los oficiales están vacunados, y 800 lo hicieron el día anterior. Shea continuó diciendo que el número de aquellos que siguen el mandato cambian "minuto a minuto en este punto".

El mandato entra en vigor el 1 de diciembre para los miembros uniformados del Departamento de Correcciones.

Los dos comisionados que supervisan los departamentos de policía y bomberos más grandes de Estados Unidos ya han dicho a principios de este mes que apoyan el mandato de los miembros de sus respectivos departamentos. Shea incluso había hecho súplicas apasionadas a los oficiales en un mensaje de video, instándolos a vacunarse.

Más de 60 empleados de la policía de Nueva York han muerto a causa de COVID-19. El departamento de bomberos, cuyos técnicos de emergencias médicas y paramédicos trabajaban las veinticuatro horas del día en los primeros días de la pandemia, perdió 16 trabajadores a causa del virus hasta la semana pasada.

Rafael Pujols nos brinda los detalles.

Los cinco condados fueron los primeros en promulgar uno de los mandatos de vacunación más estrictos del país, una medida radical que requiere vacunas para todos los que ingresan a un bar, restaurante, salón de manicura, gimnasio o juegos deportivos, para aumentar el porcentaje general de la población protegida de COVID. 19.

El alcalde De Blasio sigue animando a los que no se han vacunado a que lo hagan. Al ritmo que va la ciudad, dice, solo quedan alrededor de un millón de neoyorquinos adultos sin vacunar.

"En este punto, solo queda alrededor de un millón de adultos por vacunar y siguen entrando. Los incentivos los mandatos, todo está funcionando", dijo De Blasio.

Contáctanos