Quemada viva: El calvario de una trabajadora hispana

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Horrenda tortura a niñera hispana

    Un gran jurado determinó que una “sádica pareja” de Queens es culpable de secuestrar, torturar y quemar viva a un ama de llaves hispana, quien esperó tres años para obtener justicia.

    (Publicado martes 21 de agosto de 2018)

    NUEVA YORK – Un jurado de investigación determinó que una “sádica pareja” de Queens es culpable de secuestrar, torturar y quemar viva a un ama de llaves hispana, quien esperó tres años para obtener justicia.

    Los fiscales revelaron que, el 13 de febrero de 2015, la pareja y un amigo de la familia usaron un soplete para quemar las piernas y parte del rostro del ama de llaves, a quien acusaron de robar dinero y joyas.

    Jurado recomienda pena de muerte a Isauro Aguirre

    [TLMD - LA] Jurado recomienda pena de muerte a Isauro Aguirre

    El jurado de siete mujeres y cinco hombres recomendaron la pena de muerte.

    (Publicado jueves 14 de diciembre de 2017)

    Anbar y Devanand Lachman, con ayuda de un amigo, torturaron a Daisy Machuca durante ocho horas, según fiscales.

    Los investigadores informaron que la pareja inicialmente amenazó a Machuca con quemarla viva, una infame advertencia que cumplieron pese a que su hijito de 2 años se encontraba en la vivienda.

    Padres de hijos encadenados son acusados de tortura

    Padres de hijos encadenados son acusados de tortura

    La Fiscalía ha solicitado una fianza de 13 millones de dólares para cada uno.

    (Publicado jueves 18 de enero de 2018)

    Además de que la trabajadora de casa fue brutalmente golpeada, la pareja le quemó las piernas y las cejas, de acuerdo con documentos de corte.

    La víctima declaró que el horrendo ataque ocurrió poco después de que llegara a la vivienda de Anbar y Devanand Lachman, en 217th St. en Bayside.

    Sale a la luz video de “escort” que rogaba por su vida

    Sale a la luz video de “escort” que rogaba por su vida

    La joven fue asesinada el 25 de febrero.

    (Publicado martes 20 de marzo de 2018)

    Anbar Lachman, de 35 años, le pidió a Machuca que cuidara de su hijito, de entonces 2 años. La mujer regresó 30 minutos después con su esposo y el amigo de este, y fue entonces cuando la pesadilla comenzó, declaró la víctima, según documentos de corte.

    La mujer dijo a los fiscales que “sintió mucho dolor” durante el ataque. Machuca terminó con quemaduras, laceraciones, moretones y heridas en todo el cuerpo.

    Joven ecuatoriano podría haber sido víctima de pandillas

    [TLMD - NY] Joven ecuatoriano podría haber sido víctima de pandillas

    Se trata de un adolescente de 17 años, dijo la policía.

    (Publicado sábado 28 de abril de 2018)

    La pareja le exigió las joyas y el dinero que presuntamente había robado, pero Machuca dijo que ella no había hurtado la propiedad y clamó que llamaran a la policía para denunciar el incidente, pero “ellos estaban dispuestos a la tortura”.

    Machuca dijo que los hombres la amenazaron con cuchillos mientras que Anbar Lachman solo se limitó a observar la siniestra escena.

    Anbar y Devanand Lachman incluso habrían registrado el apartamento del ama de llaves en busca de las joyas y el dinero, pero al no encontrar nada, se llevaron el celular de la víctima y amenazaron con volver en 24 horas para matarla. 

    El martes, un jurado de investigación declaró culpable a la pareja en apariciones separadas ante el juez Robert Kohm.

    Devanand Lachman, de 35 años, se declaró culpable de secuestro en segundo grado y recibió 10 años tras las rejas, seguido de cinco años de probatoria.

    Ambar Lachman también se declaró culpable de secuestro y fue condenada a cinco años de probatoria.

    "La víctima en este caso fue brutalmente victimizada por el acusado, quien la golpeó varias veces y la mantuvo contra su voluntad. La acusada ayudó a su esposo en este crimen atroz", dijo el fiscal de distrito de Queens, Richard Brown, en un comunicado el martes.

    "Los acusados sospechaban de su ama de llaves (…) pero el verdadero crimen en este caso ocurrió cuando los acusados decidieron tomar la ley en sus propias manos", añadió.

    El abogado de Devanand Lachman, Todd Greenberg, dijo que su cliente está "extremadamente arrepentido por lo sucedido".