TRANSPORTE PúBLICO

NY, NJ y CT acuerdan cómo dividirse los fondos federales destinados a los sistemas de tránsito compartidos

Los sistemas de tránsito en la región perdieron más del 90% de su número de pasajeros durante el apogeo de la pandemia, lo que provocó fuertes caídas en los ingresos.

Foto: Marc Hermann / MTA NYC Transit

Después de meses de negociaciones, Nueva York y sus dos estados vecinos finalmente acordaron cómo dividir miles de millones en dinero de ayuda federal COVID-19 destinado al transporte público.

Según el acuerdo, Nueva York recibirá alrededor de $10,8 mil millones, Nueva Jersey recibirá alrededor de $2,6 mil millones y Connecticut recibirá alrededor de $474 millones. El acuerdo fue anunciado el martes por los gobernadores de los tres estados. 

Los sistemas de tránsito en la región perdieron más del 90% de su número de pasajeros durante el apogeo de la pandemia, lo que provocó fuertes caídas en los ingresos.

Las negociaciones amenazaron el presupuesto del NJ Transit y dejaron en el limbo los planes de gasto para la Autoridad Portuaria de Nueva York y Nueva Jersey.

El financiamiento provino de dos paquetes de estímulo aprobados por el Congreso para abordar el impacto económico en los sistemas de tránsito de la región, que son los más grandes del país. El dinero ayudará a cubrir los costos operativos y a financiar las necesidades de infraestructura a más largo plazo.

"La ciudad de Nueva York y la región triestatal no pueden recuperarse completamente de la pandemia sin nuestras agencias de tránsito que muevan de manera efectiva y eficiente a millones de personas dentro y fuera de la ciudad de Nueva York cada día", dijo  la gobernadora Kathy Hochul. 

"Como resultado de una serie de conversaciones productivas con mis compañeros gobernadores, me alegro de que hayamos llegado a un acuerdo que beneficia a todos”, agregó. 

Las negociaciones se estancaron cuando los funcionarios en Nueva York y Nueva Jersey discutieron sobre la fórmula utilizada por el Congreso para el alivio del coronavirus, que divergía de las fórmulas anteriores de financiación del tránsito.

Los funcionarios de Nueva Jersey habían acusado a la MTA, el sistema de tránsito más grande del país, de exigir una participación demasiado grande. En una reunión de la junta el mes pasado, el director ejecutivo interino de la agencia, Janno Lieber, calificó la disputa de "innecesaria". 

"No podemos comprometernos con cientos de millones de dólares solo porque Nueva Jersey está enojado con nosotros", expresó. 

El año pasado, los funcionarios de la MTA pintaron un panorama terrible para el futuro del transporte público si los fondos federales no estaban disponibles, y plantearon el espectro de despidos generalizados, recortes de servicios y aumentos de tarifas en los próximos años.

El promedio de pasajeros de metro y autobús entre semana de la MTA superó los 7 millones en 2019, con cientos de miles de personas más en sus líneas ferroviarias regionales. El número de pasajeros se mantiene entre un 30% y un 50%. El número de pasajeros de New Jersey Transit en trenes, autobuses y trenes ligeros fue de poco menos de un millón antes de la pandemia, y ha bajado entre un 30% y un 40%.

Contáctanos