trabajadores de comida rápida

Nuevas leyes laborales impiden despido injustificado en la industria de la comida rápida en NYC

Las leyes, que entran en efecto en seis meses, complementan una legislación de 2017 que protege a los trabajadores más vulnerables.

Telemundo

Los trabajadores de la industria de la comida rápida de la Ciudad de Nueva York ahora tienen mayores protecciones bajo dos proyectos de ley que fueron aprobados por el Concejo Municipal la semana pasada. 

Los dos proyectos de ley amplían las leyes aprobadas en 2017, lo que impide que las cadenas nacionales incurran en prácticas que violan los derechos laborales.  

Una de las leyes prohíbe el despido de trabajadores sin "causa justa", lo que significa que el empleador deberá demostrar que el empleado no cumplió con las obligaciones laborales o que ha dañado los intereses comerciales de la empresa. 

La segunda ley protege del despido a los trabajadores con más antigüedad, quienes, en general, reciben mayores beneficios y prestaciones. Las pautas de arbitraje se establecen en ambos proyectos de ley.

"Los trabajadores de comida rápida han sido sometidos a entornos laborales injustos y han sido víctimas de una reducción injusta de horas o despidos arbitrarios, lo que los ha llevado a vivir en un estado constante de incertidumbre", dijo la concejal Adrienne Adams durante una audiencia virtual. 

"Estos empleados se levantan antes del amanecer o trabajan durante la noche, viajan por horas al trabajo, realizan trabajos extenuantes y se pierden las comidas con sus propias familias", agregó Adams, patrocinadora principal del paquete junto con el concejal Brad Lander.

Las medidas solo se aplicarían a las principales cadenas nacionales con 30 o más ubicaciones en la nación, como se define en la Ley de Trabajo Justo aprobada en 2017. Los pequeños negocios quedarían excluidos de la norma. 

El alcalde Bill de Blasio apoya las medidas.

"Los trabajadores han sido los más afectados por la pandemia y merecen protección y salarios justos", dijo De Blasio en un comunicado. "Estoy orgulloso de apoyar a los trabajadores de la comida rápida mientras nuestra ciudad crea una recuperación más equitativa".

Las nuevas reglas entrarán en efecto dentro de seis meses después de aprobarse con una abrumadora mayoría el pasado jueves.

"Estos trabajadores son más vulnerables a ser despedidos sin una causa relacionada con su desempeño laboral", dijo el presidente del Concejo Municipal, Corey Johnson. "Tiene que terminar. Esta práctica les impide hablar sobre el acoso y las malas condiciones laborales".

Los esfuerzos de las organizaciones defensoras de los derechos de los trabajadores se han intensificado durante la pandemia de COVID-19, ya que los trabajadores de industrias con pocos beneficios y protecciones se han considerado esenciales durante la crisis de salud. 

Los trabajadores de Amazon y Whole Foods han organizado paros y huelgas en el pico de la pandemia, a medida que la Ciudad de Nueva York se torna aún más dependiente de los trabajadores de reparto expuestos a condiciones de trabajo peligrosas, dificultades para acceder a los beneficios de desempleo y represión policial por el uso de sus bicicletas eléctricas.

Contáctanos