Nueva Jersey

Murphy pide que policías obtenga licencia para ejercer, se renovaría cada 3 años y se revocaría por mala conducta

Murphy señaló que una licencia contribuirá en gran medida a reconstruir la confianza en la policía del Estado Jardín, en especial entre las comunidades negras y latinas.

Telemundo

El gobernador Phil Murphy plantea que todos los funcionarios encargados de hacer cumplir la ley en Nueva Jersey tengan licencias que deben renovarse cada tres años y que podrían revocarse por mala conducta.

“Estas licencias deben ser mantenidas con honor, ya que muestran que estos oficiales han recibido un entrenamiento riguroso y han mantenido lo que significa ser un oficial de la ley con los más altos estándares profesionales”, dijo Murphy durante una conferencia de prensa fuera de la Academia de Policía del Condado de Essex. 

Murphy propuso una legislación que establecería un programa de licencias a través de la Comisión de Capacitación Policial y establecería estándares uniformes en las más de 500 agencias de aplicación de la ley del estado.

El mandatario dijo que los oficiales de policía son una de las pocas profesiones calificadas que quedan en el estado que no requieren licencias, más allá de los requisitos necesarios para terminar la academia de policía. Los maestros, médicos, electricistas y abogados deben estar certificados o autorizados para trabajar en Nueva Jersey.

Murphy señaló que una licencia contribuirá en gran medida a reconstruir la confianza en la policía del Estado Jardín. 

“Enviará un fuerte mensaje de que nuestros policías y oficiales de prisiones están cumpliendo con sus juramentos tanto de palabra como de hecho”, dijo Murphy durante la conferencia de prensa el miércoles. “Este es un importante paso adelante para la transparencia y la rendición de cuentas y para reconstruir los lazos de confianza entre la policía y los residentes, especialmente en las comunidades negras y latinas”.

Según la medida, que aún no se ha presentado formalmente en la Legislatura estatal, los oficiales tendrían que aprobar un examen psicológico, mantenerse al día con la capacitación y cumplir con el mismo conjunto de estándares, en lugar del mosaico de requisitos en las agencias locales y del condado. 

La Comisión de Capacitación Policial, que es responsable de establecer las normas de aplicación de la ley, también tendría el poder de revocar, suspender o imponer condiciones a la licencia de un oficial por acciones como estar afiliado a un grupo de odio conocido o ser condenado por un delito.

El fiscal general interino Matt Platkin dijo que mantener a todos los oficiales con los mismos estándares de profesionalismo “eliminará ese estigma que se les impone debido a los actos e indiscreciones de unos pocos”.

Añadió que exigir que los oficiales porten licencias también garantizará que los oficiales que sean declarados culpables de mala conducta “no solo pierdan su derecho a tener el privilegio de usar una insignia, sino que tampoco podrán obtener una nueva insignia en una nueva ciudad o, en algunos casos, en otro estado.”

Más de otros 40 estados requieren que la policía esté certificada o licenciada, dijo la oficina del gobernador. En la Ciudad de Nueva York, la policía de Nueva York debe estar certificada.

Pat Colligan, presidente de la Asociación Benevolente de Policías del Estado de Nueva Jersey, también apoyó la legislación propuesta.

“Cuando uno de esos miembros empaña la insignia, todos estamos empañados y lleva mucho tiempo superar eso”, dijo, calificando la legislación propuesta como un esfuerzo de colaboración. “Esto realmente no es nada que temer y será algo bueno para la aplicación de la ley en el futuro”.

Contáctanos