Multas por coronavirus

¿La policía puede irrumpir en tu hogar si incumples el límite de 10 personas por fiesta?

Desde este viernes entra en efecto el límite de 10 asistentes por fiesta, aunque algunos residentes estiman que el edicto cruza la línea entre la necesidad de tomar medidas para frenar el virus y las libertades individuales.

Telemundo

A partir del viernes entra en efecto el mandato del gobernador Andrew Cuomo de un límite de 10 asistentes por fiesta, además de otras restricciones, como parte de un esfuerzo mayor para frenar el acelerado aumento de nuevos contagios de coronavirus.

Pero la directriz ha causado consternación. Ciertos residentes estiman que el edicto cruza la línea entre la necesidad de tomar medidas para frenar el virus y las libertades individuales, en especial con el Día de Acción de Gracias a la vuelta de la esquina. 

Los periodistas cuestionaron a Cuomo el viernes sobre si las fuerzas de la ley tendrán la autoridad de irrumpir en un hogar al ser notificadas sobre el incumplimiento del límite de asistentes. 

El mandatario indicó que eso está a discreción de las autoridades locales.

Por supuesto, como es el caso con cualquier agencia de aplicación de la ley, el NYPD y la Oficina del Sheriff, así como los departamentos locales de cada mondado y municipio del estado, se darían a la tarea de investigar un reporte siempre que esté fundamentado y si cuentan con el personal para acudir al lugar. 

Los agentes ciertamente podrían aconsejar a un propietario sobre acatar el nuevo protocolo, pero en cuanto a tomar medidas de cumplimiento, es poco probable, a menos que se trate de una fiesta descontrolada con decenas de invitados que violan las reglas sanitarias. 

Además, el Estado no ha entregado hasta ahora a las agencias de la ley ninguna pauta de aplicación cuando se trata de reuniones en hogares privados. Parece improbable que los departamentos instruyan a sus agentes para entrar a las casas y contar cabezas, y ordenar a los asistentes excedentes que se retiren de la cena de Acción de Gracias.

Sin embargo, la aplicación de la ley es distinta en restaurantes y locales comerciales, como salones de fiestas, donde las fuerzas de la ley sí pueden intervenir como ha ocurrido en los últimos meses.

Cuomo fue muy enfático al señalar que el nuevo límite de asistencia se aplica a las fiestas en interiores y en exteriores, pero excluye a las familias de 10 o más integrantes que residen en la misma casa. 

Los alguaciles de la Ciudad de Nueva York centran esfuerzos en desmantelar las fiestas y reuniones religiosas que violan el código de salud de solo 10 asistentes. Cada violación conlleva una multa de hasta $ 15,000.

Por mandato del gobernador, los operativos de las fuerzas de la ley se concentran en mayor medida en las zonas críticas, donde los repuntes son elevados.

En las áreas críticas las multas por infringir las normas de capacidad puede implicar una multa de hasta $1,000 por día, además de otras penalidades por violar las reglas de distanciamiento físico  y uso de mascarillas. 

Además, las publicaciones en redes sociales pueden terminar por delatar a los organizadores de las fiestas multitudinarias. El mes pasado, la Oficina del Alguacil informó que los agentes desmantelaron una fiesta de al menos 100 personas en Cunningham Park gracias a las publicaciones en redes sociales, según reportó nuestra cadena hermana NBC 4

La advertencia de Cuomo coincide con la guía publicada esta semana por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), la cual enlista varias recomendaciones actualizadas para celebrar el Día de Acción de Gracias, ya que muchos estadounidenses sopesan cómo celebrarán la festividad centrada en la familia en medio de la pandemia de coronavirus.

Los CDC indican que las reuniones virtuales o disfrutar de las fiestas con miembros de su propio hogar son las opciones más seguras este año. Las reuniones con personas de otros hogares, incluidos los estudiantes universitarios que regresan a casa desde el campus, son opciones de mayor riesgo.

La agencia destacó varios factores que los hogares deben considerar antes de organizar una reunión de Acción de Gracias en persona. Los funcionarios de salud recomendaron observar la tasa de casos de coronavirus en el área, limitar la cantidad de invitados y limitar el contacto físico.

Para las reuniones en persona, los CDC alentaron usar el exterior "tanto como sea posible", siempre que los invitados practiquen el distanciamiento físico y usen cubrebocas cuando no estén comiendo.

La nueva guía desalentó las “reuniones estilo comida compartida” y sugirió que los invitados lleven su propia comida a las reuniones. Comprar durante o después del Día de Acción de Gracias, asistir a eventos multitudinarios y a grandes reuniones con personas ajenas al hogar inmediato se enumeraron como "actividades de mayor riesgo".

Una recomendación clave es garantizar una ventilación adecuada y evitar las reuniones en espacios con poco flujo de aire. Los CDC indican que abrir las ventanas y mantener el aire acondicionado central encendido continuamente son dos formas de garantizar una buena ventilación.

Contáctanos