escasez de vacunas

De Blasio advierte posible demora al aplicar la segunda dosis de la vacuna debido a escasez

El mandatario dijo que la ciudad administra dosis más rápido de lo que las está obteniendo el suministro luego de que el Gobierno federal amplió los criterios a otros grupos. 

Telemundo

Los neoyorquinos que han recibido la primera dosis de la vacuna contra el coronavirus podrían enfrentar una demora al recibir la segunda dosis, esto debido a la escasez de suministros. 

El alcalde Bill de Blasio urgió una vez más el martes al Gobierno federal para que autorice a la Ciudad de Nueva York comenzar a distribuir suministros que se habían reservado para la segunda dosis. 

El mandatario dijo que la ciudad administra dosis más rápido de lo que las está obteniendo el suministro luego de que el Gobierno federal amplió los criterios a otros grupos. 

La ciudad tenía menos de 7.710 "primeras" dosis y menos de 202.119 "segundas" dosis disponibles hasta el martes por la mañana, según el Departamento de Salud. 

De Blasio plantea aprovechar la reserva más grande mientras la ciudad espera su próximo envío de dosis. 

"Prefiero brindar protección a más personas que a menos personas con total protección", expresó. 

Aunque eso significaría que los neoyorquinos que tienen una cita para una segunda dosis podrían enfrentar retrasos.

"Incluso si tenemos que decirle a la gente: 'Su segunda dosis se retrasará un poco', es mejor recibir una primera dosis en los brazos de tantas personas como sea posible para darles ese 50% de protección", dijo De Blasio.

“De lo contrario, lo que nos queda es una situación en la que podemos proporcionar muy pocas vacunas. Estamos estancados en este momento porque no tenemos suministro", agregó.

De Blasio afirmó que, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, la segunda dosis de la vacuna es efectiva hasta seis semanas después de recibir la primera dosis.

El alcalde también expresó su confianza en que la administración de Biden cumplirá la promesa de aumentar los suministros, aunque se negó a revelar detalles sobre una llamada telefónica que tuvo el martes por la mañana con la Casa Blanca.

En medio de la escasez de vacunas COVID en todo el país, la ciudad está en camino de no alcanzar la meta de De Blasio de administrar 1 millón de dosis para finales de enero, como tenía previsto. 

El gobernador Cuomo dijo que los sitios de distribución recibieron 1,304,050 primeras dosis, de las cuales se administraron 1,210,339 vacunas de primera dosis (93%) y el 74% de la segunda dosis. La entrega de la asignación de la semana 7 del Gobierno federal no comenzará a llegar hasta mediados de esta semana, aseguró. 

"Sabemos que la vacuna es el arma que pone fin a la guerra. Es por eso que Nueva York ha construido una vasta infraestructura de proveedores y sitios emergentes para recibir la vacuna de forma rápida y justa a gran escala. El único problema: no tenemos casi suficiente suministro", dijo el gobernador Cuomo. 

"Este no es solo un problema de Nueva York, está sucediendo en todo el país. La administración anterior amplió la vacuna a más estadounidenses y, en lugar de aumentar la oferta, en realidad la disminuyó. Tenemos la demanda y la infraestructura para administrar fácilmente 100.000 vacunas por día, pero tenemos las manos atadas, ¡necesitamos más suministros!".

La vasta red de distribución de Nueva York y la gran población de personas que cumplen los criterios superan con creces el suministro de vacunas que proviene del Gobierno federal. 

Si bien el Gobierno federal amplió los criterios para incluir a 7 millones de neoyorquinos, el suministro federal de vacunas en realidad ha disminuido. Debido al suministro limitado, se alienta a los neoyorquinos a ser pacientes y se les recomienda no presentarse en los lugares de vacunación sin una cita, pidió el mandatario. 

Contáctanos