AYUDA FINANCIERA PARA INDOCUMENTADOS

Cuomo dice que el Estado no contempla ayuda para indocumentados, las protestas arrecian

Los grupos defensores arrecian el reclamo para que Nueva York siga el ejemplo de California, donde el gobernador Gavin Newsom, con la ayuda de filántropos, estableció un fondo de $ 125 millones para proporcionar ayuda a los inmigrantes en el estado. 

Telemundo

El gobernador Andrew Cuomo ha reiterado desde el mes pasado que su gobierno no contempla un fondo de ayuda para la comunidad indocumentada excluida de la Ley CARES, lo que aviva las protestas a medida que recrudece el declive económico y el desempleo en toda la nación. 

"El gobierno federal tiene una serie de programas para abordar eso", dijo Cuomo al final de su conferencia de prensa diaria sobre coronavirus el pasado 11 de mayo. "Si obtenemos fondos estatales a través del gobierno federal, entonces haremos todo lo que podamos".

El mandatario no fue claro sobre los programas del gobierno federal a los que se refirió. Sin embargo, ante la negativa del Senado -dominado por los republicanos- de aprobar la Ley HEROES, que sí contempla el auxilio económico para ciertos contribuyentes que declaran impuestos con el número ITIN, los grupos defensores arrecian el reclamo para que Nueva York siga el ejemplo de California, donde el gobernador Gavin Newsom, con la ayuda de filántropos, estableció un fondo de $ 125 millones para proporcionar ayuda a los inmigrantes en el estado. 

En la ciudad de Nueva York, la Oficina de Asuntos de Inmigrantes del Alcalde distribuirá $ 20 millones donados por la Fundación Open Society del filántropo millonario George Soros. El dinero se asignará a 30 organizaciones comunitarias, que asu vez lo entregarán a las familias que cumplan con los requisitos. 

Pero el fondo obsequio del filántropo húngaro Soros no es suficiente ante la creciente inseguridad financiera y alimentaria que experimenta la comunidad indocumentada. Es por eso que un grupo de trabajadores organizó el martes una protesta en Sunset Park, Brooklyn para presionar a Cuomo. 

Los trabajadores y activistas rindieron un homenaje a la memoria de los indocumentados que murieron a causa del coronavirus sin recibir reconocimiento ni ayuda. 

”No se nos reconoce como seres humanos, desde el gobierno federal hasta el gobierno local, seguimos siendo perseguidos, ignorados, invisibles”, fue el reclamo del líder religioso Juan Carlos Ruiz, un conocido defensor de los derechos de los inmigrantes. 

La ciudad de Nueva York es el hogar de 3.1 millones de inmigrantes que representan cerca del 37% de la población de la ciudad y el 44% de su fuerza laboral, incluidos 360,000 trabajadores indocumentados y 48,000 propietarios de negocios indocumentados. 

En 2019, los neoyorquinos nacidos en el extranjero, incluida la población indocumentada, contribuyeron con unos $ 232 mil millones al PIB de la ciudad.

Por otro lado, el Gobierno de la ciudad, mediante una orden ejecutiva, aumentó la ayuda para gastos fúnebres de 900 a 3, 400 dólares para familias de indocumentadas de bajos ingresos que han perdido a seres amados.

Según un estudio de New American Economy, los inmigrantes indocumentados aportan en promedio $ 13 mil millones al Seguro Social y $ 3 mil millones a Medicare al año. Son fondos que costean una buena parte de los programas de ayuda pública, una contribución considerable, en especial cuando se proyecta que los fondos del Seguro Social podrían agotarse para 2034.

El sistema de Seguridad Social se ha vuelto cada vez más dependiente de este flujo de ingresos, a medida que los Baby Boomers comienzan a jubilarse. 

Stephen Goss, el principal actuario de la Administración del Seguro Social, estimó en un reporte que alrededor de 1.8 millones de inmigrantes trabajaron con tarjetas de Seguro Social falsas o robadas en 2010, y proyectó que ese número podría llegar a 3.4 millones para 2040. Goss calculó que los inmigrantes indocumentados pagaron $ 13 mil millones en el fondo fiduciario de jubilación de ese año, y solo recibieron alrededor de $ 1 mil millones en beneficios.

Contáctanos