Criemen en Nueva York

Conductor de la MTA acaba apuñalado tras frenar a sospechoso que se colaba por la puerta trasera

La policía de Nueva York busca a tres sospechosos por el violento ataque en Brooklyn.

Telemundo

NUEVA YORK - Un conductor de autobús de la MTA fue apuñalado y acuchillado por un pasajero en Brooklyn simplemente por hacer su trabajo, ya que el sospechoso se enojó después de que el conductor no le permitió abordar el autobús por la puerta trasera, según la policía.

El conductor de 39 años estaba operando un autobús que servía como transporte nocturno durante las reparaciones a lo largo de la línea Q del metro. Una fuente con conocimiento de la investigación dijo que el autobús se detuvo en un semáforo cerca de las avenidas Ocean y Flatbush en Prospect Lefferts Garden entre paradas, cuando tres hombres intentaron abordarlo poco después de la medianoche del martes.

El conductor no estaba autorizado a dejar subir a la gente entre paradas, pero uno de los hombres supuestamente trató de subirse de todos modos por la puerta trasera del autobús.

"Abrió la puerta trasera y fue muy violento", dijo JP Patafio del sindicato TWU Local 100.

Una vez que se rompió la puerta, no se pudo conducir el autobús, por lo que el conductor hizo bajar a los pasajeros del autobús. Fue entonces cuando la policía dijo que el conductor y el sospechoso comenzaron a discutir.

El sospechoso supuestamente cortó al conductor con un cuchillo en el costado izquierdo y por encima del ojo, según funcionarios sindicales. Los otros dos hombres abordaron y amenazaron al conductor con navajas, dijo la policía.

“El conductor del autobús se defendió y estamos muy contentos de que no esté muerto, francamente”, dijo Patafio. “Si ese cuchillo hubiera penetrado unas pulgadas más, estaríamos hablando de una muerte”.

Posteriormente, la policía publicó imágenes de los tres hombres que cree que son responsables del ataque.

Los miembros del sindicato se reunieron afuera del hospital donde el conductor estaba siendo tratado más tarde el martes. Las autoridades dijeron que se espera que se recupere, pero eso no tranquiliza mucho al sindicato, que pide más protección.

"Sin un operador seguro, nunca habrá un pasajero seguro. Necesitamos policías", dijo el presidente del sindicato, Richard Thorne.

El sindicato dijo que los miembros también quieren cabinas, similares a las que usan los pilotos, para proteger a los conductores. Dijeron que los pasajeros podrían ser los que sufran las consecuencias si los conductores no se sienten seguros para ir a trabajar, lo que sugiere una posible acción laboral.

"Si no obtenemos la protección que necesitamos, entonces no obtendrá el servicio que necesita", dijo Patafio. "Ellos [la MTA] están ordenando 500 autobuses nuevos, los necesitamos con compartimentos para operadores de autobuses, necesitamos que la policía muestre sus rostros con más frecuencia en los autobuses".

Aún no se ha hecho ningún arresto. Una investigación está en curso.

Contáctanos