Academia Americana de Pediatría

Atención padres: nueva guía sobre el uso de mascarillas en niños

La Academia Americana de Pediatría publicó una nueva guía que los padres deben tomar en cuenta para proteger a los niños del COVID-19.

La Academia Americana de Pediatría (AAP) recomendó que los niños de 2 años en adelante usen el cubrebocas de tela cuando no sea posible mantener el distanciamiento físico, incluso mientras están en escuelas, guarderías y otros entornos grupales. 

La guía también indica que se deben considerar el cubrebocas de tela en el hogar para proteger a los miembros de la familia en riesgo, en especial aquellos con enfermedades crónicas. 

"Todos los niños de 2 años de edad o más pueden usar mascarillas de tela de manera segura, incluso la gran mayoría de los niños con problemas de salud subyacentes, con raras excepciones", dijo la AAP.

Los niños menores de 2 años, con problemas para respirar, con discapacidades o que no pueda quitarse la mascarilla por sí solo no deben usarla. 

“Este virus estará con nosotros por algún tiempo, y las mascarillas son una forma probada y efectiva de prevenir la propagación de COVID-19”, dijo la presidenta de la AAP, Sara “Sally” Goza, M.D., FAAP. 

"A medida que los padres se preparan para enviar a sus hijos a la escuela y al entorno de cuidado infantil, los revestimientos faciales de tela deben ser parte de su nueva normalidad", añadió la experta en un comunicado. 

La AAP destacó que el uso de mascarillas de tela, el lavado de manos y el distanciamiento físico son pasos básicos para la prevención del SARS-CoV-2 que pueden ser implementados con facilidad por niños pequeños. 

“Durante la pandemia de COVID-19, los planes para el regreso seguro de los niños a la escuela, al cuidado infantil y a otros entornos grupales deben incluir el uso universal de mascarillas de tela por parte de los niños de 2 años o más y los adultos con quienes interactúan”, dicta la guía de la AAP. 

Los pediatras deben recordar a los padres que mantengan a los niños en casa si tienen fiebre, tos, congestión, secreción nasal, diarrea o vómito.

Para ayudar a adquirir el hábito de usar el cubrebocas de tela, los pediatras pueden alentar a las familias a que los niños practiquen usándolas en casa. 

La guía de la AAP no especifica el tipo de material o estilo de la mascarilla, pero afirma que muchos revestimientos de tela tienen un rendimiento de control de infecciones comparable al de las mascarillas médicas estándar utilizadas en entornos de atención médica.

Las mascarillas quirúrgicas y los respiradores N-95 deben reservarse para médicos, enfermeras y otras personas en riesgo de estar expuestas a una persona enferma, de acuerdo con la guía de la AAP sobre equipos de protección personal.

Contáctanos