Gabriel Soto y Geraldine Bazán se unen contra revista

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Gabriel Soto y Geraldine Bazán se unen contra revista

    TVNotas publicó que él la infectó con una enfermedad de transmisión sexual. (Publicado jueves 8 de noviembre de 2018)

    Aunque acaban de divorciarse, los actores Gabriel Soto y Geraldine Bazán unieron sus voces en contra de la revista de farándula mexicana TVNotas, que publicó que él la infectó a ella de una enfermedad de transmisión sexual.

    Luego de que Rosalba Ortiz, madre de Geraldine, negara la información ante varios medios de comunicación, los actores publicaron diferentes comunicados en sus cuentas de Instagram.

    El primero en expresarse fue Soto: “Qué increíble que no se les acabe la imaginación y la maldad para seguir difamando cada martes con sus publicaciones”.

    “Basta de calumnias y mentiras. Basta de pseudoperiodismo basado en falsos testimonios, suposiciones y especulaciones”, agregó el actor, quien ahora es pareja de la actriz Irina Baeva.

    Gabriel Soto agregó: “Difamaciones sobre temas tan delicados tienen consecuencias. Por lo mismo, exijo respeto hacia mi persona pero sobretodo, hacia mis hijas y la madre de mis hijas”.

    “Más allá de un divorcio, quedan los vínculos familiares y siempre defenderé a toda costa la honorabilidad de los míos”, concluyó el galán.

    Poco después, Geraldine, madre de las dos hijas de Gabriel, también tomó su cuenta de Instagram para emitir su comunicado: “He tratado de mantenerme al margen en notas y especulaciones hacia mi vida y persona, esta vez llego a un límite”.

    “En ejercicio de mi derecho de réplica, me refiero al contenido de la nota publicada por Editorial Notmusa (empresa matriz de la revista TVNotas) haciendo las aclaraciones siguientes: el contenido de la nota es por demás falso y doloso, por no decir ridículo, pues se esconde en el dicho de un supuesto familiar anónimo, con la finalidad de lucrar con nuestro nombre e imagen”, sentenció.

    La actriz agregó: “La nota invade nuevamente mi esfera personal, abarca a mis hijas y al padre de ellas, vulnera nuestra intimidad, dignidad y lastima nuestro honor”.

    “Mi trabajo es público, soy madre de familia, un ser humano, mujer; roles que desempeño con orgullo y dignidad, pero por encima de todo, buscando siempre ser un ejemplo de vida para mis hijas, a quienes amo con toda mi alma y corazón. Por ello, ruego encarecidamente al público y medios de comunicación serios y confiables (que) no den importancia ni hagan eco a tan maliciosas aseveraciones que descansan en un ejercicio irresponsable del periodismo y únicamente buscan lastimarnos”, concluyó.