¿Cómo construir el crédito en EE.UU.?

Para alcanzar tus metas es primordial construir un historial de crédito. Aprende cómo.

Tener un buen puntaje de crédito es la clave para conseguir todo lo que soñaste, pero cuidado, el uso indiscrimado de una tarjeta de crédito puede llevarte a la ruina.
Tener un buen puntaje de crédito es la clave para conseguir todo lo que soñaste, pero cuidado, el uso indiscrimado de una tarjeta de crédito puede llevarte a la ruina.
Crédito: Shutterstock
Por Centro de Redacción 30 de agosto de 2014

Si acabas de poner un pie en territorio estadounidense, probablemente no tienes idea de cómo lograrlo, mucho menos de la importancia que adquiere para poder realizarte y conseguir una mejor calidad de vida.
Tener un buen puntaje de crédito es la clave para conseguir todo lo que soñaste, pero cuidado, el uso indiscrimado de una tarjeta de crédito puede llevarte a la ruina.


Para los que ya tienen años en Estados Unidos, hay formas de lograr un buen manejo de las finanzas, o subsanar algunos "errores" que con frecuencia cometen la mayoría de las personas que nunca antes han recibido asesoría.

A continuación te traemos la información básica para un perfil crediticio sano y responsable.



  • Contruye tu crédito a la mayor brevedad posible.

  • Comienza con una tarjeta amparada o pre-pagada conocida como "Secured or prepaid credit cards". Es un sistema muy fácil de usar, depositas lo que vas a gastar. Averigua con tu banco.

  • Paga tus cuentas oportunamente.

  • Programa los pagos para las fechas de vencimiento. Si sales de vacaciones, con más razón. El cuento "salí de vacaciones", no servirá de nada.

  • Si haces tus pagos en linea, desde tu banco, no sólo ahorras tiempo, también la estampilla y un posible dolor de cabeza, si el sobre se pierde en el correo, o llega más tarde de lo previsto.

  • Si el día del vencimiento cae sábado o domingo y pagas el lunes, caerás en pago tardío y el banco te penalizará, no sólo con dinero extra, también restará puntos a tu perfil crediticio.

  • Paga siempre, más del mínimo requerido.

  • No excedas el monto total del crédito asignado. Trata de mantener su uso al 50%.

  • Si necesitas más financiamiento, es preferible tener una segunda tarjeta de crédito, a sobre cargar la primera o sobrepasar el monto otorgado por la entidad bancaria. No es recomendable tener más de cinco tarjetas de crédito.

  • Si deseas cancelar la totalidad de la deuda, adelante; pero no canceles o anules la tarjeta. Aunque no debas nada, esa tarjeta seguirá en los promedios de tu récord crediticio.

  • Si tu crédito apenas comienza, no recomiendan abrir nuevas cuentas permanentemente. Muchas solicitudes, impactan negativamente en el puntaje.

  • No caigas en la tentación de abrir tarjetas de crédito que ofrecen en las tiendas a cambio de un descuento. Por lo general, los intereses que aplican son mucho más altos, que las de los bancos.

  • Los expertos recomiendan tener créditos rotativos, es decir, combinar las tarjetas, con al menos una hipoteca, que implique cuotas fijas.

  • Esconderse, por no haber podido hacer un pago, no resuelve nada. Llama inmediatamente al acreedor y pide que te ayuden a resolver el problema. Por lo general, ofrecen bajar la tasa de interés, o dar algún período de gracia, mientras consigues otro trabajo, por ejemplo.

  • Si vas a comprar un auto, compara precios primero; y cuando tomes la decisión final, autoriza a que te corran el crédito, no antes.

  • Cobros judiciales, deudas de impuestos y bancarrotas figuran entre las estrellas más negras.


Un mal manejo de tu crédito puede traerte consecuencias difíciles de borrar en mucho tiempo. Procura buscar ayuda profesional, si con la información elemental no has podido salir de una crisis financiera.