Buscan a víctimas de “sextorsionador” en EEUU

Federales buscan víctimas de "sextorsión"

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    Telemundo Local
    El hombre está cumpliendo una condena de 105 años en la cárcel.

    El FBI está tratando de identificar a las más de 240 víctimas de un hombre preso que obtuvo imágenes pornográficas de adolescentes a las que amenazó a través de internet.

    En noviembre, Lucas Michael Chansler fue condenado a 105 años de prisión después de declararse culpable de producir pornografía infantil.

    [Te puede interesar: Encuentran a mujer decapitada y perros mutilados] 

    Los fiscales dicen que Chansler, antes residente en St. Johns, Florida, se comunicó con cientos de chicas adolescentes de 26 estados, tres provincias canadienses y Gran Bretaña. Las autoridades han identificado a 109 víctimas, pero creen que hay otras 240.

    Buscan a víctimas de “sextorsionador” en EEUU

    Buscan a víctimas de “sextorsionador” en EEUU
    El hombre acechó a cientos de mujeres en todo el país por medio de Internet y en la actualidad cumple una condena de 105 años de cárcel. (Publicado domingo 26 de julio de 2015)

    Días pasados, el FBI pidió la colaboración del público para identificar a esas víctimas. La agencia federal dio a conocer una lista de nombres que utilizó en internet como CaptainObvious, sk8er4life2021 y VictorHugo.

    [EN FOTOS: Cómo fue capturado David Sweat]

    Chansler, de 31 años, buscaba a las niñas a través de las redes sociales y se presentaba como un conocido, amigo o admirador, dijo el FBI. Una vez que ganaba su confianza, las convencía de que se mostraran desnudas o realizaran actos sexuales explícitos en videos que grababa subrepticiamente. Luego amenazaba con descargarlas en el internet o enviarlas a los padres de las niñas a menos que le enviaran imágenes más gráficas.

    El FBI identificó a Chansler cuando los padres de una de las niñas lo denunciaron. Lo acusaron en 2010.

    Chansler dijo a las autoridades que sus víctimas tenían entre 13 y 18 años y que eran "demasiado inteligentes" para caer en la trampa.

    Peter Kowenhoven, agente a cargo de la oficina del FBI en Boston, dijo que las víctimas residían distintos lugares del país.

    "Con la expansión del internet, los perfiles online, las redes sociales y la capacidad de anonimato, la extorsión sexual ha crecido enormemente en Estados Unidos y el mundo", dijo Knowenhoven. "Dado que el internet es global y cruza las fronteras de los estados, las víctimas se pueden encontrar en cualquier parte".

    Si tiene alguna información que pueda ayudar a identificar a las víctimas puede comunicarse a FBI.VICTIMASSISTANCE@IC.FBI.GOV.