Obama advierte a Rusia que no se meta

    processing...

    BOLETÍN DE NOTICIAS

    EFE

    WASHINGTON - El presidente estadounidense, Barack Obama, advirtió a Rusia que una intervención militar en la península ucrania de Crimea es una "profunda interferencia" que contravendría la "ley internacional" y que tendrá "costes".

    Obama compareció de urgencia ante los periodistas en la Casa Blanca durante solo tres minutos para mostrar su "profunda preocupación" por las informaciones que indican de que Rusia está realizando movimientos de tropas en la región ucraniana de Crimea, con la que Moscú ha mantenido históricamente fuertes lazos.

    "Estados Unidos sin duda se pondrá del lado de la comunidad internacional para afirmar que habrá costes en caso de una intervención militar en Ucrania", indicó Obama, que compareció después de que Ucrania acusara a Rusia de invadir y cerrar el espacio aéreo sobre Crimea.

    El Gobierno interino en Kiev, liderado por la oposición al huido presidente Víktor Yanukóvich, ha reiterado durante la jornada de hoy que fuerzas comandadas por Rusia están llevando a cabo una "invasión armada" de Crimea, con la toma de control de dos aeropuertos y otros puntos estratégicos.

    Imágenes de las televisiones locales muestran uniformados armados sin marcas de rango o procedencia cerrando el paso a los medios con camiones sin placas.

    Desde hace unos días, manifestantes prorusos han tomado las calles de Sevastopol, hogar de la flota rusa del Mar Negro, y de la capital regional Simferopol, donde se ha alzado la bandera rusa en el parlamento local.

    Obama afirmó que si se confirman las informaciones de que aeronaves y tropas rusas están tomando el control de puntos estratégicos en el península de Crimea, eso "representaría una interferencia en asuntos que debe decidir el pueblo ucranio".

    "Sería una clara violación de los compromisos de Rusia de respetar la independencia y soberanía de Ucrania y la leyes internacionales", aseveró Obama.

    El presidente reveló que el vicepresidente, Joseph Biden, ha hablado hoy con el primer ministro interino ucraniano, Arseniy Yatsenyuk, nombrado recientemente por la Rada (Parlamento), para asegurarle que Estados Unidos "apoya los esfuerzos de su gobierno por defender la soberanía, integridad territorial y futuro democrático" del país.

    Obama habló por última vez con su homólogo ruso, Vladimir Putin, el pasado viernes, después de que las fuerzas de seguridad en Ucrania la emprendieran a tiros contra los manifestantes que pedían la salida de Yanukóvich y el acercamiento con la Unión Europea.

    No obstante, el secretario de Estado norteamericano, John Kerry, volvió hoy a hablar con su homólogo ruso, Sergei Lavrov, para transmitirle su temor de que surjan "malentendidos" que "inflamen la situación" de creciente tensión en la zona.

    En su comparecencia pública de hoy, Obama reconoció "la relación histórica, cultural y económica de Rusia con Ucrania", así como el hecho de que haya instalaciones militares rusas en esa región frente al Mar Negro.

    No obstante, añadió "una violación de la soberanía e integridad territorial de Ucrania será profundamente desestabilizadora, algo que no es de interés de Ucrania, Rusia o Europa".

    El presidente, que reconoció que la situación es en estos momentos cambiante, recordó a Rusia que "pueden ser parte de los esfuerzos internacionales para apoyar la estabilidad de una Ucrania unida".

    Las cadena estadounidense CNN y CBS aseguraron hoy que fuentes del Gobierno estadounidense dan por hecho que "centenares" de tropas rusas han aterrizado en Crimea sin encontrar oposición.

    En una entrevista con CNN, el senador republicano John McCain, una de las voces mas influyentes en política exterior de EE.UU., opinó que Rusia "no va a mandar tanques" a Ucrania, sino que utilizará fuerzas especiales.